Crítica sobre el poema: “Canción amarga” de Julia de Burgos

Julia-De-Burgos

Canción Amarga, Julia de Burgos 

Nada turba mi ser, pero estoy triste.

Algo lento de sombra me golpea,
aunque casi detrás de esta agonía,
he tenido en mi mano las estrellas.

Debe ser la caricia de lo inútil,
la tristeza sin fin de ser poeta,
de cantar y cantar, sin que se rompa
la tragedia sin par de la existencia.

Ser y no querer ser, esa es la divisa,
la batalla que agota toda espera,
encontrarse, ya el alma moribunda,
que en el mísero cuerpo aún quedan fuerzas.

¡Perdóname, oh amor, si no te nombro!
Fuera de tu canción soy ala seca.
La muerte y yo dormimos juntamente
Cantarte a ti, tan sólo, me despierta.

Recuperado de:
http://www.poemas.de/cancion-amarga/

En el poema “Canción amarga” de Julia de Burgos, ella nos muestra una serie de sensaciones en tono triste y algo nostálgico. “Nada turba mi ser, pero estoy triste. Algo lento de sombra me golpea, aunque casi detrás de esta agonía, he tenido en mi mano las estrellas.” En ésta primera estrofa puedo percibir que aunque está triste y en ese sentimiento, dice que ha tenido sus buenos y gloriosos momentos, cuando dice “…he tenido en mi mano en las estrellas.” La autora muestra falta de ilusión,  indicios de que se siente sola, se siente vacía. A pesar de que esa sombra (que muy bien podría ser la muerte) poco a poco va asomando, ella recuerda sus mejores momentos y le hacen sentir bien, le dá algo de esperanza.

La poeta se encuentra entre mantener esa esperanza o dejarse caer por la agonía. En la tercera estrofa del poema, en el segundo y tercer verso dice: “…la batalla que agota toda espera, encontrarse, ya el alma moribunda…”. Podría decir que ella describe su vida ahora mismo como una batalla. Una batalla, según Wikipedia, es un combate entre dos o más contendientes en donde cada uno de ellos tratará de derrotar a los demás; en este caso los contendientes serían la poeta y el pesimismo. La poeta lucha contra el pesimismo, mientras él, al parecer, tiene más oportunidad de ganar que ella. También dice que su alma ya está moribunda, refiriéndose a que está muy cerca de la muerte. La muerte se acerca y ella está consciente de que ya no es la misma, ya ni siquiera tiene la misma energía.

La poeta habla de su miedo, la proximidad de la muerte. En la última estrofa, dónde dice: “¡Perdóname, oh amor, si no te nombro! Fuera de tu canción soy ala seca.”, la poeta pudiera estar describiendo al amor con una canción, una buena canción. Pero, el título de éste poema es “Canción amarga”, ¿entonces su pesimismo sería ésa canción amarga? “La muerte y yo dormimos juntamente. Cantarte a ti, tan sólo, me despierta.”, vemos como ella continúa con su agonía, pero admite, que el amor es lo único que la despierta.

—Angélica D. Serrano Román

2015 ©Derechos Reservados de Sarcasmo Intelectual

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s