Cuando te lleves a la jeva a un restaurante, acuérdate del mesero.

waitresssaltjpg-a03a2c17453d5b2a

THOMAS BOYD/ The Oregonian

Desde hace unos días he visto en las redes sociales, pero más bien en Facebook, estados o publicaciones con relación al trabajo de los meseros. Personalmente considero que es un trabajo extremadamente sacrificado y de poca paga. De igual manera como sucede con los maestros, aunque claro, no te llevas a los clientes a la casa como los maestros a los exámenes, pero bueno.

Para hablar más acerca de este trabajo, ¿quién mejor que una actual mesera, no? Consulté con una chica que lleva siendo mesera durante 11 años. Cabe recalcar que su nombre y establecimiento no será expuesto por cuestión de seguridad. Sin embargo, este establecimiento de comida es una cadena que tiene más de 1,600 sucursales y que es primo de On the Border Mexican Grill & Cantinva y Romano’s Macaroni Grill.

El tipo de clientela que asiste a este establecimiento es uno demasiado variado, según dice la mesera entrevistada. “Está desde el que es bien respetuoso y te habla de manera bien educada, hasta el que te pregunta si el agua es gratis”, mencionó. Alega que comenzó con un sueldo de $3.68 y que después de 11 años, solo ha aumentado $0.52. Sin embargo, hace mención de que sus actuales compañeros tienen un sueldo inclusive más bajo de cómo ella empezó. Este sueldo es de $2.13 por hora. “Es injusto el que sea demasiado trabajo para poco salario.”

Esta mesera entiende que su trabajo podría ser menospreciado por la facilidad de obtenerlo, pero que ha escuchado comentarios despectivos acerca de su empleo como: “Consíguete un trabajo real.” Ciertamente es un comentario sin racionalidad debido a que como dicen, trabajo es trabajo y si se gana de manera honrada, es bueno. El ingeniero y el conserje pagan con lo mismo. Incluso nuestra entrevistada cree que a veces su trabajo es más difícil que los que se sientan a echar nalgas en una silla.

En cuestión de dependencia de propinas, una mesera con el salario de ella dependería un 70-80% de las propinas, un mesero “nuevo” dependería al 100%. Si utilizamos como ejemplo a un mesero nuevo con 25 horas a la semana (sin propina) serían $53.25. Sabemos que para eso existe, para complementar ese sueldo miserable, pero la cosa está en que la gente no está dando propina y en muchas ocasiones le dan de $1-$2.00. El público que es menos consciente con relación a ellas, en su mayoría, trata de jóvenes.

rndr_670x300

Foto extraída de: Opposing Views

Muchas personas dirán: “¡Caramba! Con 11 años de experiencia ya puede ser supervisora o gerente.” La realidad es que ser gerente de esta cadena de comida no es algo muy satisfactorio. Nuestra invitada nos cuenta que ellos tienen que hacer la labor de todos los empleados por un sueldo fijo ya que no reciben propinas. “¿Para qué ser supervisora si haciendo solo mi trabajo me podría ganar un poco más (si tiene la suerte de tener bastante propina)?”, expresó.

Algunas de las dificultades más notables de estos podrían ser: el manejo del tiempo, las quejas y las actitudes de los clientes y la falta de paciencia. “En una ocasión me pidieron dos bebidas. Le entregué una primero para luego llevarle la otra. El cliente se quejó del mal servicio y mandó a pedir otra mesera.”, contaba. La realidad es que no sabes bajo cuantas mesas está la mesera y en cuanta presión también. Entiende que la propina debe ser un balance entre la calidad del servicio con lo consumido en la mesa “y eso es algo que no entienden las personas”.

Por último, infiere en que la propina debería ser obligatoria. “Sí, por el hecho de que se está ofreciendo un servicio por el cual no quieren pagar.”, culminó diciendo. Es del conocimiento de todos que el país y el boricua no cuenta con el dinero para pagar, quizás, todo lo que quisiera. Sin embargo, debemos ser un país más solidario y comprender el tipo de trabajo de un mesero. Por eso, cada vez que hagamos un presupuesto o saquemos un dinerito para una salida, guardemos algo para el mesero.

0 (3rd copy)

Extraída de: www.tydknow.com/will-your-waiter-spit-in-your-food/

Recuerda que ese mesero se está ganando menos de $3.00 por hora. Ese mismo que se encarga de la atención al cliente, los recibe y sienta, les toma la orden, responden preguntas para mantenerte contento, se aseguran de que recibas el plato correcto y que si lo pediste ‘medium-well’ que esté así. Además, andan pendiente a ti para llevarte cuanta servilleta y ‘refill’ quieras. Otra labor es soportarte tus changuerías y quejas cuando no es su culpa pero no te puede decir nada “porque el cliente siempre tiene la razón”. Muy pero muy importante, no exijas que el mesero esté siempre sonriente y dinámico. No sabes cuantas horas lleva o si tuvo algún problema grave. No dejan de ser humanos, recuérdate eso. Quéjate solo si es maleducado, grosero o fue a tu mesa dos veces: para cogerte la orden y dártela. ¿Acaso siempre estás sonriente en tu trabajo? Ah, sí, ya sabía. Así que ya saben, a valorar el empleo de los meseros y cuando vayamos a un restaurante, acuérdate del mesero.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s